El pasado 2009, el número de empresas en ‘concurso de acreedores’, antes llamados ‘suspensión de pagos’, batieron un triste record al contabilizarse un total de 5.860 concursos registrados. Teniendo en cuenta que el año precedente fueron 2.875, el número de concursos publicados en España se duplicó. 
  Si tenemos en cuenta los datos acumulados en los últimos dos años, el número de empresas insolventes se ha multiplicado por 5.

Catalunya fue la comunidad con mayor número de empresas que se acogieron al procedimiento de concurso de acreedores, seguida de la de Madrid y de la comunidad Valenciana.   

Así mismo, sus províncias respectivas más pobladas, Barcelona, Madrid y Valéncia, acumulan el 43% de las insolvencias hechas públicas en 2009.   

Los sectores de la construcción e inmobiliarias fueron los más castigados, captando el 43% de todos los procedimientos abiertos en 2009. 

  Con estas cifras en la mano, no parece que las «medidas de apoyo a las empresas para reactivar la economía española» aprobadas por el Consejo de Ministros en marzo de 2009, hayan contribuido a evitar el cierre de numerosas empresas en crisis.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies